10 MAY 2013 | E-COMMERCE

Siempre es mejor preguntar que quedarse con la duda

Para ser un emprendedor del mundo del e-commerce, se deben manejar varios términos que permiten entender este mundo que cuenta con un idioma propio.

Muchas veces las personas que desean tener un negocio electrónico desconocen la materia. Términos nuevos y tecnológicos hacen que no se comprenda de qué se está hablando. Para terminar con la ignorancia, es importante “levantar la mano” las veces que sea necesario y salir de las dudas, porque siempre es bueno adquirir nuevos conocimientos.

Existe una serie de elementos que ayudan a los emprendedores online a entender muchos de los conceptos que deben conocer al momento de integrarse al mundo del e-commerce, como por ejemplo:

Servidor: un servidor en Internet es un ordenador que suministra los datos solicitados por parte de los navegadores de otras computadoras. Los servidores almacenan información en forma de páginas web y a través del protocolo HTTP lo conceden a petición de los clientes (navegadores web) en formato HTML.

Hosting: quiere decir dar hospedaje. Aplicado en Internet, significa poner una página web en un servidor para que ella pueda ser vista en cualquier parte del mundo con solo tener acceso a Internet.

Dominio: es un nombre (URL) que es considerada como una dirección en el Internet.

Dirección IP: es una dirección electrónica propia y exclusiva que identifica el sitio donde se encuentra la página Web.

Espacio disponible: a cada hosting se le asigna un espacio en el disco duro del servidor.

Ancho de Banda (Band Width): es la cantidad de tráfico de red relacionado con el dominio.

Servicio E-mail: son los buzones de correo electrónico.

E-business: es un nuevo mercado, de cambios vertiginosos, donde los negocios se combinan con las decisiones tecnológicas.

Fulfillment: es una de las técnicas más importantes que determinan la relación entre el proveedor, intermediario y cliente final en una acción de marketing concreto.