22 FEB 2018 | Artículo de interés

Lo que debes hacer durante tu primer año emprendiendo.

Muchos son los consejos que puedes recibir al iniciarte como emprendedor. Ninguno tan valioso como aquellos compartidos por personas que han recorrido el mismo camino que tú.

Debes tenerlos muy presentes si deseas que tus primeros doce meses en la industria, hagan la diferencia.

Enfócate en lo que puedes aportar y no te olvides de ti:
Analizar cómo tus conocimientos, ideales y capacidades pueden revolucionar lo que ya existe, definirá tu valor agregado y hará la diferencia contra la competencia. Este análisis te permitirá conocerte a fondo, establecer retos personales y mantenerte al día.
Además, establece rutinas laborales, profesionales y personales. Ser tu propio jefe no debe ser un pretexto para descuidar tu calidad de vida. Al contrario, te brindará un mejor panorama y te permitirá adoptar hábitos más saludables que son muy importantes para liberar estrés, priorizar y saber que los límites los estableces tú.

Toma en cuenta el consejo de otros:
El consejo profesional de personas experimentadas te dotará de una visión especializada. Por eso es importante desde el inicio contar con un equipo de confianza, en quienes puedas descansar cierta responsabilidad. Emprender no significa trabajar sólo o acaparar todas las actividades, se trata de crear un proyecto único y diferenciador. 
Recuerda que un criterio amplio es primordial. Hay un mundo de ideas allá afuera, solo se trata de mantenerse atentos para discernir, plantear y canalizar aquello que pueda resultar beneficioso o escalable a tu situación. 

Analiza, aprende e intenta otra vez:
Aprender de los errores es lo que brinda la experiencia. Lo que hay que tener siempre en mente es que no importa si el plan falló o no resultó como se esperaba, se trata de no abandonar una idea. Analiza y replantea diversos escenarios, entiende sus fallas y vuelve a intentar.