27 JAN 2015 | NOTA DE INTERÉS

Datos para tener buena relación con los compañeros

Es fundamental contar con buenas relaciones laborales para poder tener una jornada agradable y productiva.

Las personas pasan la mayor parte de día trabajando. En el transcurso de la jornada se comunican y relacionan con sus compañeros de manera constante, el tener una mala relación con el entorno hace que se den consecuencias que van en desmedro de la productividad y motivación laboral.

Por más que los trabajadores se traten de desligar de los compañeros de trabajo tomando una actitud completamente profesional, la realidad es que en este entorno también se desarrolla una vida social, en la que se conversa, comparte y reí los colegas.

A continuación entregamos algunos datos para lograr una buena relación que garantice tranquilidad y bienestar personal:

• Ser educado: Se debe ser cortés y amable con los compañeros de trabajo, esta cualidad es muy valorada no solo en el medio laboral, así que es importa llevarla a la práctica.
• Separa las relaciones personales de las laborales: No significa que no se puedan hacer amigos en el trabajo, lo que se debe hacer es separar las dos relaciones, ya que es perjudicial.
• No tener relaciones sentimentalmente con un compañero de trabajo: Esto puede conllevar problemas como: sensibilidades, rumores, chismes innecesarios e incomodidades.
• Gracias y por favor; Decir estas dos palabras cada vez se pide algo es fundamental para la convivencia laboral.
• Evitar rumores de pasillo: No se debe crear, comentar u opinar sobre temas extralaborales. No debe ser el  patrocinador y divulgadores de rumores.
• Respeto: tratar al prójimo como te gustaría ser tratado.
• Esfuérzate por conocer mejor a tus compañeros de trabajo, a veces las primeras impresiones engañan y debajo de toda esa capa de apariencias se esconden grandes seres humanos, solo debes tener la paciencia y las ganas de descubrirlos.

En definitiva, es recomendable tener una buena relación laboral ya que al tener una mala convivencia se afecta el rendimiento y la motivación de ir al trabajo.