27 AUG 2013 | NOTA DE INTERÉS

Alianzas Estratégicas

La importancia de crear una sociedad entre compañías, con objetivos provechosos.

Hoy los empresarios poseen grandes desafíos al momento de querer fidelizar a los clientes. Es tan amplia la competencia que de manera recurrente las empresas crean alianzas estratégicas con otras compañías, con la finalidad de que ambas salgan beneficiadas.  

Una razón para realizar esto es innovar y complementarse sin tener la necesidad de gastar grandes sumas de dinero, lo que se presenta como toda una oportunidad para las Pymes que ven truncadas sus posibilidades de crecimiento.

Con las alianzas estratégicas no sólo se favorecen las empresas grandes, también las pequeñas y medianas, al obtener recursos complementarios o expansión del mercado, entre otros beneficios.

Las grandes compañías apelan a las alianzas estrategias de manera recurrente. Por ejemplo, una multinacional que vende ropa, podría comenzar a ofrecer descuentos en una cadena de cine; al momento de comprar un cierto monto en vestuario en alguna de sus casas comerciales.

Con esta alianza salen ganando ambos comercios, ya que la tienda atraería al consumidor por la oferta y, por el otro lado, se incrementaría el número de entradas vendidas para asistir al cine, por ende, se estaría cumpliendo la finalidad de la estrategia.

El entablar una alianza estratégica con otra empresa puede resultar algo simple, siempre que se realicen solo un par de acciones en conjunto y por un periodo corto, pero también se puede concordar algo más complejo y duradero que exija un alto grado de compromiso por parte de los interesados.

Es importante establecer alianzas con otras entidades, las cuales trabajan con el mismo mercado objetivo, que no sean competencia directa, que cuenten con prestigio, ya que no sería bueno ganarse mala reputación por culpa del mal prestigio de otra compañía.

Algunas ventajas que se presentan al hacer alianzas estratégicas son:

•Se llega a otro mercado

•Se reducen los costos

•Se hace más atrayente para las personas lo que se ofrece, por ende se llama la atención

•Se logra expansión, sin perder independencia

•Se obtiene un gran número de oportunidades al consolidar una oferta y compartir riesgos

•Se comparte información, transferencia de experiencia y visiones de negocio

•Existen mayores ventas, acceso a nuevos mercados y canales de distribución

•Al hacer una alianza se cuenta con mayor capital para desarrollo de mercados o tecnologías

Sea cual sea la forma elegida, está claro que una buena alianza estratégica podrá aportar beneficios, ya que esto hará que se llame la atención de más consumidores, los que podrán conocer la marca y quedarse en el tiempo si es que le gusta lo recibido.