09 FEB 2014 | NOTA DE INTERÉS

Perfeccionando la empresa

Existen diversos factores que inciden en el crecimiento de un negocio, por eso, es importante saber identificarlos.

Emprender es una excelente oportunidad para poder desarrollarse en los distintos planos de la vida, ya que concretar un proyecto propio, además de ser motivador, entrega todas las alternativas para poder surgir. Pero experimentar estabilidad y éxito en el negocio no es tan simple, se requiere el desarrollo óptimo y estable de una serie de factores como lo son:

Disponer de buenos profesionales: En las áreas que se desconozcan y que estén relacionadas a las finanzas o contabilidad de la empresa, siempre será mejor que contratar a un profesional que pueda llevar a cabo las actividades de manera adecuada. Así se contará con todo en orden en caso de que una institución haga un requerimiento o auditoría.

Servicio al cliente: Si se debe vender un producto o servicio, es importante entregar a los clientes un trato adecuado. Acoger las quejas y sugerencias es muy importante, además de mantener una relación cordial con los clientes. Una buena idea es contar con un trabajador que se encargue de esta área y así entregarle exclusividad al tema.

Invertir en el negocio: Al momento de automatizar procesos, comprar maquinaria, o capacitar al personal, es recomendamos invertir en estos rubros. Las mejoras que se realicen al negocio se verán reflejadas en la operación del mismo y se podrá ofrecer un mejor producto o servicio a los clientes.

Contagiar el espíritu: Se debe recordar que es distinto ser un jefe a ser un líder. Preocuparse por el equipo de trabajo y asegurarse de que exista un acuerdo para trabajar en equipo. Será muy importante contagiar una visión  positiva y hacer que los empleados “se pongan la camiseta” para continuar en la búsqueda de los objetivos de la empresa.

Controlar los gastos: En toda empresa existen diferentes gastos, hay que procurar que los empleados no gasten más de lo que deben. Instaurar una política de “empresa verde” y promover el reciclaje de materiales, apagar equipos o maquinaria que no se estén usando, así como una adecuada separación de deshechos. De esta manera se beneficiará al medio ambiente y a la economía de la empresa.

Es importante siempre preocuparse de los “grandes detalles” ya que estos son los que marcan la diferencia al final del día. Una empresa estable y solventadle se construye, entre otras cosas, con mucho trabajo y planificación.

 

Fuente informativa: Finanzas Prácticas, sitio en línea sobre finanzas personales, desarrollado por Visa Inc. con fines educativos. Si deseas leer más información relacionada haz clic aquí.