25 MAY 2016 | Artículo destacado

Innovaciones del comercio detallista en el mundo

Ocho tendencias que se producen en el mundo de las compras.

Cortesía/FENALCO

La era digital ha hecho que se produzcan enormes transformaciones en el comercio. La posibilidad de una mayor personalización de las compras, el surgimiento de nuevas experiencias o el nuevo perfil del consumidor son factores que han definido el comercio electrónico actual.

Las compras ya no son una simple transacción sino toda una experiencia en sí misma, donde importan las percepciones del consumidor. Además, el desarrollo de las nuevas tecnologías propicia la aparición de un comprador mucho más exigente e informado, que se relaciona con las marcas de una forma diferente. En este sentido, la consultora Mindshare identificó en este año ocho tendencias que se producen en el mundo de las compras:

1.Hecho a medida:personalización desde el inicio hasta el final de la compra. Las marcas están obligadas a priorizar la satisfacción del cliente y éste exige unas compras cada vez más personalizadas. Para ello las marcas no solo deben individualizar sus productos o servicios, sino invitar al consumidor a crear su propia personalización.

2.Comprando sensaciones:buscando experiencias, no solo productos. Aunque las tecnologías digitales han simplificado el proceso de compra hasta el extremo, las experiencias tangibles son muy valiosas para los compradores. Por eso los locales deben transformarse y pasar de un simple lugar donde se vende el producto a convertirse en un espacio más experimental, más sensorial. El cliente está siempre hambriento de nuevos contenidos.

3.Juega para ganar:buscando compras estimulantes y divertidas. Las marcas se han dado cuenta de los beneficios que conlleva la “gamificación” en el proceso de compra. Los premios y concursos pueden tener lugar tanto en el establecimiento o en una plataforma virtual. El juego no tiene por qué estar siempre relacionado con el premio a obtener; hay marcas que crean juegos con el único propósito de divertir a sus consumidores.

4.Compra a primera vista: la atracción de un diseño e imagen atractivos. Los aspectos estéticos y de diseño son muy importantes para que una compra entre “por los ojos”: realidad aumentada o plataformas como Pinterest son algunos ejemplos. Del mismo modo, el uso de diferentes pantallas y tecnologías en las tiendas físicas ayudan a crear una experiencia visual que también interviene en el proceso de compra.

5.Compra auténtica: elecciones basadas en la confianza. Cuando el consumidor adquiere un producto, espera que éste sea auténtico y que sea afín a su mentalidad lo que exige que las compañías sean éticamente correctas, que sean transparentes.

6.¡Compra ya!: consumo rápido, efímero y sobre la marcha. La cultura del tiempo real y las experiencias prontas dan forma a nuevas maneras de entender las compras.

7.Compra social: la unión hace la fuerza. Las redes sociales han transformado completamente el proceso de compra. La globalización, internet y la tecnología permiten a todos estar en contacto y construir comunidades acerca de sus intereses, por lo que tienen mucho interés para el consumidor las páginas sobre reseñas y opiniones de productos.

8.“Fabricado en”: las compras locales se convierten en algo global. Los consumidores eligen productos locales como expresión de orgullo e identidad por su historia y herencia. Esto no ha pasado inadvertido para las grandes marcas que han empezado a incorporar variedades artesanales y regionales junto a su habitual oferta global. Por ejemplo, McDonald’s en Colombia ofrece postres con cocadas tradicionales del Departamento de Santander.

Para conocer más de este colaborador visita: www.fenalco.com.co