25 NOV 2016 | Artículo de interés

El control en el uso de tarjetas corporativas

Para los empleados es una gran ventaja el uso de tarjetas como Visa Corporativa, Visa Flota, visa Agro y Visa Compras.

Cada vez más organizaciones descubren los beneficios de implementar programas de tarjetas corporativas. Los beneficios son demasiados como para ser ignorados. Por una lado facilitan la gestión y el control a los administradores y departamentos financieros de las compañías. Para los empleados también es una gran ventaja el uso de tarjetas como Visa Corporativa, Visa Flota, visa Agro y Visa Compras. Además de que simplifica la burocracia interna, les da autonomía y les facilita la realización de reportes de gastos. Con el uso de tarjetas corporativas, todos salen ganando en la compañía.

 

Sin embargo no podemos ignorar el factor humano, donde algunos empleados pueden hacer uso indebido de su tarjeta corporativa. Cabe mencionar que el uso inadecuado no siempre es de mala fe. Pero es común ver que algún ejecutivo cubre algunos gastos que no cumplen con las políticas corporativas de su empleador. 

 

Afortunadamente existen plataformas muy sencillas de implementar como Visa Payment Controls. Una herramienta a la cual se puede acceder desde cualquier computadora y le permite al administrador asignar controles a cada una de las tarjetas de la compañía.

 

Hay un gran número de controles que permiten personalizar cada tarjera, con el fin de brindarle control a la organización sin perjudicar al usuario de la misma, permitiéndole hacer su trabajo de forma eficiente.

 

Los controles pueden ser de horario, por ejemplo, donde el usuario sólo puede usar la tarjeta en ciertas horas, o días. Hay controles geográficos, que limitan el área de aceptación de la tarjeta. Se pueden asignar tipos de establecimientos o comercios, permitir o bloquear las compras en línea, si pueden o ser utilizadas de forma internacional, acceso a cajero automáticos, número de transacciones, límites de crédito diarios, semanales o totales, etc. El número de opciones que brinda una plataforma como Visa Payment Controls realmente le permite a las empresas tener control casi absoluto sobre las tarjetas que le dan a sus empleados sin entorpecer su labor.

 

Un programa como Visa Corporativa va mucho más allá de eliminar la necesidad de manejar efectivo, dar adelantos de viáticos o generar presupuestos para cada compra. Realmente la solución que brinda beneficia a los administradores e usuarios por igual, mejorando la productividad y la eficiencia de la organización.