30 MAR 2016 | Artículo destacado

Aumento salarial: ¿Cómo y cuándo solicitarlo?

Consejos para pedir un incremento.

Un reto para los trabajadores es solicitar un aumento de sueldo, a pesar de que lo necesiten mucho o por el tiempo y las labores que ejecuten ya lo merezcan.

La primera limitante es saber cuándo es prudente solicitarlo, de qué manera hacerlo y la respuesta positiva o negativa que se consiga.

“El no ya lo tienes, ahora ve por el sí”, recomiendan los expertos en recursos humanos, para animar a sus trabajadores a pedir un incremento salarial como valoración al trabajo que desempeñan.

Por una parte, es necesario atreverse y hablar sobre las necesidades en las empresas. Probablemente las oportunidades de expresar las aspiraciones profesionales, monetarias y de crecimiento no llegarán solas, es necesario hablar con la verdad y exponer las razones concretas que lleven a un incremento salarial.

A continuación se presentan algunos consejos para recibir un incremento económico, secretos para conseguirlo y razonamientos del por qué solicitarlo.

Mostrar resultados. La estrategia perfecta para solicitar un aumento es llegar con resultados numéricos. Hacer un comparativo de las actividades que se llevaban a cabo en un inicio y las que se tiene proyectado realizar, es una manera de medir el desempeño y la necesidad de sus actividades dentro de la empresa.

Capacidad de mejorar. Las empresas tienen mayor interés en aquellas personas que se preocupan por aportar beneficios, que se interesan por mejorar en el ámbito personal y profesional, pues eso indica que pueden superarse. Plantear las metas y proyectos que se piensan realizar, es también una excelente estrategia.

Ser prudente. Antes de aventurarse a solicitar el aumento, el trabajador debe estar consciente de la situación por la que atraviesa la empresa. Si la institución transita por una crisis, es muy probable que se niegue la solicitud. Analizar previamente el entorno, evitará pasar por un mal momento.

Acudir con confianza. Cuando ya se solicitó la cita para pedir el aumento, es momento de tomar valor, presentarse con seguridad, optimismo y confianza en que la respuesta será positiva, el optimismo es determinante para que se dé el aumento.

Si se han seguido estas recomendaciones y la respuesta es negativa, es el momento ideal para preguntar el porqué del rechazo, asimismo, solicitar una fecha para una nueva solicitud; también resulta idóneo preguntar si el desempeño está siendo el adecuado y cuáles son las áreas de oportunidad que se pueden mejorar.